Valencia no ve necesario desarrollar los aspectos generales del RD 183/2008 sobre formación

0
145

Un total de 761 nuevos residentes se incorporarán este año a los hospitales y centros sanitarios valencianos, una comunidad autónoma que ha incrementado un 24,18 por ciento sus plazas de formación sanitaria especializada desde 2002. El director de Recursos Humanos de la Consejería de Sanidad, Francisco Soriano, ha señalado a Redacción Médica el esfuerzo realizado para aumentar la oferta en las especialidades deficitarias como Anestesia o Pediatría. Por otro lado, preguntado por el desarrollo normativo autonómico del Real Decreto 183/2008, Soriano afirma que se han regulado aspectos concretos, pero “no se ha considerado necesario establecer regulación adicional propia diferente de la ya establecida en el Real Decreto para los aspectos generales”.

¿Qué número de plazas de Formación Sanitaria Especializada oferta la Comunidad Valenciana?

En los últimos ocho años, la Consejería de Sanidad ha hecho un esfuerzo por acreditar nuevas plazas, sobre todo en aquellas especialidades consideradas como deficitarias. Dicho esfuerzo se concreta en un incremento del 24.18 por ciento del número de plazas acreditadas desde la convocatoria de 2002 cuando había 637 puestos, hasta las actuales 850 plazas, de las que 126 son para enfermeros residentes y 724 para los demás licenciados. Para la convocatoria actual se han acreditado 33 nuevas plazas, un incremento del 3,8 por ciento con respecto a la anterior.

Para el presente ejercicio, la Comunidad Valenciana ha ofertado un total de 761 de estas plazas acreditadas en ciencias de la Salud frente a las 722 del ejercicio anterior. Esto supone un incremento de 39 puestos, un 5,4 por ciento. 446 son para especialidades hospitalarias.

¿Qué especialidades han experimentado incremento?

Se han incrementado las plazas acreditadas para las especialidades de Cardiología, Farmacia Hospitalaria, Medicina Intensiva, Oftalmología, Medicina Preventiva y Salud Pública, y Enfermería Familiar y Comunitaria

Y en cuanto a las plazas ofertadas, hemos aumentado las de Cirugía Torácica, Farmacia Hospitalaria, Medicina Preventiva y Salud Pública, Medicina Intensiva, Neurofisiología, Otorrinolaringología, Anatomía Patológica, Bioquímica Clínica y Radiofarmacia.

¿Y las especialidades de Enfermería?

El total de la oferta supone 100 plazas frente a las 60 del ejercicio anterior, lo que supone un incremento de un 66,6 por ciento. Hay que destacar que en este ejercicio aparece por vez primera la oferta de plazas de la especialidad de Enfermería Familiar y Comunitaria, que unidas a las de Medicina Familiar y Comunitaria constituyen tres nuevas Unidades Docentes Multiprofesionales de Atención Familiar y Comunitaria, repartidas en las tres provincias. Suponen 25 nuevas plazas acreditadas y ofertadas.

También por primera vez se ofertan conjuntamente las plazas de formación de la especialidad de Enfermería Obstétrico-Ginecológica (matronas) de las tres provincias de la Comunidad, con un total de 65 plazas, lo que supone un incremento del 30 por ciento respecto al ejercicio anterior y pone fin a la tradicional alternancia de la oferta con dientes de sierra (un año con más correspondiente a Castellón y Valencia y el siguiente con menos correspondiente a Alicante y así sucesivamente).

¿Cómo establece la Consejería el número ideal de plazas? ¿Se pactan con los hospitales, unidades docentes?

Los responsables de los centros con plazas acreditadas envían sus propuestas argumentadas y nos reunimos con los presidentes de las comisiones de docencia y jefes de estudios de las unidades docentes para explicar los criterios de la oferta. Después, la Comisión de Formación Especializada en Ciencias de la Salud de la Consejería de Sanidad elabora un borrador y se solicita un informe a las diferentes unidades de la Consejería implicadas en la oferta en relación con las propuestas que los gerentes ha realizado previamente. Con todo esto, se elabora una propuesta que se envía al Ministerio de Sanidad. Además, se va realizando un seguimiento de esta propuesta.

¿Cuáles son las especialidades con déficit de profesionales en Valencia? ¿Qué soluciones se han planteado?

Se consideran especialidades deficitarias Anestesia y Reanimación, Cirugía General y del Aparato Digestivo, Ginecología y Obstetricia, Pediatría y sus áreas, Radiodiagnóstico, Oncología, Psiquiatría, Reumatología, Cardiología, Cirugía Ortopédica y Traumatología, y Medicina Familiar y Comunitaria.

Para paliar el déficit en estas especialidades se ha ido aumentando el número de plazas, desde 2002 se ha producido un incremento del 50 por ciento en estos puestos, por ejemplo, 12 más en Anestesia, 9 en Ginecología o 13 en Pediatría.

En cuanto a la troncalidad, ¿cuál es la posición oficial de la Consejería valenciana?

La troncalidad implica un cambio estructural del sistema, que debe coincidir en el tiempo con el desarrollo normativo autonómico del Decreto 183/2008 de 8 de febrero, por el que se determinan y clasifican las especialidades en Ciencias de la Salud y se desarrollan determinados aspectos del sistema de formación sanitaria especializada. Ya que supone un marco organizativo nuevo. La norma que desarrolle la troncalidad debe recoger de forma clara el modelo de troncalidad propuesto ya que esto permitirá a las comunidades organizar y ordenar la formación.

Lo que se conoce hasta la fecha a través de los últimos borradores supone un fuerte impacto asistencial y organizativo, entre otros motivos por la rotación por los servicios de los residentes troncales en sus diferentes itinerarios formativos.

Además, establece mayor dedicación docente por parte de los tutores, así como en su número, con la consiguiente compatibilidad en la jornada laboral de asistencia y formación. También supone la necesidad de recursos para la coordinación docente en los diferentes niveles asistenciales. En ambos casos se entiende que el tiempo de dedicación a la tutoría tendrá su repercusión en la función asistencial.

Un aspecto fundamental del modelo es la gestión de tutores y evaluación de los residentes, ya que se pasa de un sistema de evaluación anual a la evaluación de competencias basadas en conocimientos, habilidades técnicas, toma de decisiones, gestión de recursos, etc. Esta mayor complejidad supone introducir programas dirigidos a la formación de tutores.

Estos elementos anteriormente reseñados, así como otros, suponen un impacto económico importante por lo que parece oportuno incluir una previsión presupuestaria que tenga en cuenta la existencia de crédito adecuado y suficiente para implementar las adecuaciones necesarias tanto a nivel asistencial como organizativas.

La incidencia de esta norma en el futuro de la formación de los profesionales especialistas en Ciencias de la Salud y su derivada repercusión asistencial hacen fundamental recabar activamente la expresión explicita de la opinión de las sociedades científicas, profesionales, sociales; destinado a lograr el mayor consenso posible, al igual al logrado en otras normas sanitarias de carácter general.

¿Están las estructuras docentes preparadas para la troncalidad en la Comunidad?

Las estructuras docentes de la Comunidad Valenciana, al igual que las del resto de España en las que se despliega el sistema MIR, deberán adaptarse a los términos y condiciones que se fijen en la legislación destinada a su regulación y cuya publicación por parte del Ministerio todavía debe producirse. En este sentido las estructuras docentes de la Comunidad Valenciana se encuentran perfectamente informadas de la voluntad del Ministerio de implantar el sistema de troncalidad y de las previsibles modificaciones necesarias para su implantación y desarrollo, al igual que de las posibles ventajas e inconvenientes que la modificación del sistema formativo sin duda supondrá.

Está previsto que se lleve a cabo el cambio de modelo a coste cero, ¿es eso posible?

En tanto no se publique la norma definitiva encargada de regular el sistema de troncalidad y se desarrolle su implantación, deberá mantenerse el crédito de las anteriores consideraciones realizadas por el Ministerio, incluso aunque algunas de ellas susciten dudas más que razonables por cuanto el nuevo sistema debe suponer una carga adicional de dedicación por parte de los tutores y un incremento de las labores burocráticas y organizativas de los distintos estamentos encargados de la docencia especializada.

Real Decreto 183/2008 sobre formación sanitaria especializada, ¿en Valencia está desarrollado? ¿Cómo llevan estos trabajos?

En algunos aspectos concretos del real decreto que se han considerado necesarios, como las rotaciones externas, se ha desarrollado normativa propia autonómica encaminada a facilitar su gestión. En cuanto a los aspectos generales del Real Decreto, la Consejería no ha considerado la necesidad de establecer regulación adicional propia diferente de la ya establecida en el mencionado real decreto.

¿Se reconoce la labor de los tutores?, ¿Cómo?

En el apartado sobre impacto económico y presupuestario en el borrador del proyecto de troncalidad, se deja claro que el reconocimiento, dedicación e incentivación del tutor no supone necesariamente implicaciones económicas. En este sentido la Agencia Valenciana de Salud viene contemplando la labor tutorial como complementaria de la asistencial o la investigadora y considerándola como una labor de gestión clínica. Por ello requiere dedicación de tiempo y medios organizativos y materiales y además tal labor viene siendo reconocida en los baremos para la provisión de plazas de personal sanitario de la Agencia Valenciana de Salud.

fuente

http://www.redaccionmedica.com/noticia.php?not_id=23322&TB_iframe=false&height=600&width=710