El listado único para la preinscripción y el acceso al grado de Medicina, se extenderá a todas las titulaciones incluidas en el área de Ciencias

0
231

Ésa es al menos la propuesta que las autonomías han puesto sobre la mesa en la primera reunión de trabajo del grupo interautonómico constituido para perfilar los detalles del modelo, una propuesta que, según fuentes ministeriales, Educación ha acogido “de muy buen grado”.

El Ministerio de Educación quiere implantarlo a partir del curso 2014-2015

El objetivo de la propuesta es evitar las posibles distorsiones que se generarían en la asignación de plazas de aquellas titulaciones que los alumnos eligen como alternativa a Medicina, tanto si ésta es la primera como la segunda opción. Por ejemplo, hay alumnos que escogen como primera opción una titulación como Biotecnología (que, habitualmente, tiene una nota de corte muy alta) y Medicina como segunda, a la que sólo optan cuando son rechazados en la primera. La existencia de dos modelos distintos de preinscripción para ambas titulaciones (único para Medicina y autonómico para Biotecnología) implicaría que los listados de admitidos se publicaran en fechas distintas, con el consiguiente desajuste en la asignación final de las plazas.

Un procedimiento de preinscripción único, centralizado y homogéneo para las titulaciones de las áreas que normalmente figuran como alternativa a Medicina es la única manera de evitar esa distorsión. Autonomías y Educación coinciden en que el grueso de esas alternativas están en el área de Ciencias de la Salud, pero también de Ciencias, por lo que el listado único se extendería a ambas ramas.

Experiencia autonómica

Con respecto a los pormenores técnicos del procedimiento, Educación ha pedido a las autonomías “con más experiencia en modelos similares al que buscamos” que presenten un protocolo susceptible de hacerse extensivo a todas. Andalucía, Cataluña y Madrid, las autonomías con mayor número de facultades que imparten Medicina serán las encargadas de plantear el protocolo que deberá seguir el estudiante desde que se inscribe. Aunque los detalles aún están por definir, las líneas generales serían sencillas: se fijaría una primera fecha de inscripción para todas las titulaciones afectadas (normalmente a principios de julio);todas las solicitudes recibidas se tramitarían de forma centralizada, se haría un primer reparto en virtud de las plazas existentes en cada titulación y autonomía, y se fijaría un plazo de matriculación; pasado ese plazo, saldría una primera lista de matriculados y se abriría un segundo plazo de matriculación para ajustar algunos puestos (renuncias, alegaciones…). El objetivo último, según fuentes ministeriales, es que “el 99 por ciento de las solicitudes de Medicina se resolvieran en julio” y no se prolongaran, a veces hasta noviembre o diciembre, como sucede ahora con los diferentes listados regionales de preinscripción.

La propuesta del CEEM, todavía más ambiciosa

La propuesta del Consejo de Estudiantes de Medicina (CEEM) va incluso más allá que la que barajan autonomías y Educación. Aunque su presidente, Enrique Lázaro, tiene claro que oficialmente sólo puede pronunciarse sobre Medicina, el CEEM “recomienda” que el listado centralizado se aplique a las titulaciones de todas las ramas universitarias (Ciencias y Ciencias de la Salud, pero también Artes y Humanidades, Ciencias Sociales e Ingeniería). “Un sistema idéntico para todas es la mejor manera de evitar trámites innecesarios y aligerar el proceso”, dice Lázaro.

fuente

http://www.diariomedico.com/2013/04/18/area-profesional/profesion/medicina-contagiara-su-listado-unico-al-area-de-ciencias

 

bannermir2